Home / Tecnología / Dark stores, el formato de tienda que crece con el auge del e-commerce

Dark stores, el formato de tienda que crece con el auge del e-commerce

La pandemia y el auge de las ventas online acelerarán la expansión de las dark stores o conocidas también como tiendas ocultas en el Perú. Así, este año, empresas dedicadas a la última milla anunciaron que invertirán en nuevos centros de almacenes urbanos en zonas estratégicas para atender a sectores de retail y consumo masivo.

Las dark store son locales que no atienden público y que se enfocan exclusivamente en acercar la mercadería al consumidor, tendencia que creció con fuerza en Estados Unidos y Europa.

Según Giacomo Navach, CEO de la empresa logística de última milla Qayarix, los costos y espacios para implementar una dark store dependen mucho del tipo de operación que se necesite montar, y la demanda a atender en su radio de acción. “Normalmente el tamaño de un dark store va desde los 200 m2 hasta los 1,000 m2; y los costos promedios son de US$4 a US$ 8 por metro cuadrado”, dijo.

Ante el actual contexto del COVID-19 y los cambios de hábitos del consumidor que cada vez más prefiere comprar a través del ecommerce, el ejecutivo estima que el número de dark stores tendrá un incremento de más del 200% en el Perú; sin embargo, el auge de esta tendencia es aún muy baja o casi inexistente, comparado con otros países de la región.

Distritos con potencial

Por su parte, José Antonio Vallejo, CEO de Vallejo Group, sostiene que los almacenes con concepto dark se concentran actualmente en áreas urbanas de alta concentración poblacional.

De acuerdo a Giacomo Navach, de Qayarix, las zonas preferidas para construir dark stores son los distritos de Lima con mayor demanda por el ecommerce, como Surco, Los Olivos, Ate, San Juan de Lurigancho, Villa El Salvador, San Miguel, La Molina, Surquillo, San Isidro y Miraflores.

Con respecto al costo del metro cuadrado para arrendar un espacio para una dark store, Navach comenta que hay potencial en las zonas de la periferia, donde el terreno de metro cuadrado es menos caro en comparación con distritos como San Isidro y Jesús María.

Según los especialistas, los beneficios de las tiendas ocultas pasan por rentabilizar las operaciones de los comercios en este contexto de pandemia, ampliar la oferta de valor y generar mejores experiencias de compra a los clientes.

Sector

Uno de los sectores que más está invirtiendo en este modelo es el retail. Incluso se ha visto el ingreso de supermercados como Jappi, la primera dark store bajo el formato de tienda de alimentos.

Por su parte Falabella anunció que están construyendo la primera tienda 100% dark store en Lima Moderna que espera generar capacidad instalada adicional para los mercados de tottus.com y Fazil este año.

Del mismo modo, los centros comerciales están habilitando dentro de sus áreas arrendables la posibilidad de ofrecer servicios de dark store a sus locatarios que cuentan con canales de e-commerce.

Esta estrategia también se combina con tiendas híbridas, o espacios dentro de las salas de venta para la gestión de pedidos online o recojo de productos en tienda.

“Estamos convencidos que estos formatos deben convivir en el centro comercial porque significa darle más opciones al usuario de conectar con las marcas en distintas dimensiones. Hay otros usuarios que valoran más la inmediatez y que han encontrado satisfacer su necesidad a través del canal digital y estos formatos se adaptan a esa otra forma de comprar”, señaló Javier Postigo, gerente general de Mall Aventura Perú.

Espacios complementarios

Postigo indicó que un mall y un dark store pueden complementarse perfectamente; “es por ello que lo ideal es tener en nuestro centro comercial un formato mixto, en donde las tiendas tengan espacio para atender al público y también espacio para operar sus áreas logísticas de despacho para la venta digital”.

Por su parte, Rodrigo García, gerente comercial y de marketing de Mallplaza Perú, comenta que están incorporando espacios de dark stores que se complementan con la oferta existente. “Estamos reforzando los altibajos de la pandemia con tener un buen flujo de venta digital, con una capacidad de atención a zonas geográficas más extensas”, dijo.

A ello se suma, anotó, un sistema click & collect (recojo en tienda), que es usado tanto para los que tienen presencia física en el mall como para los que no la tienen.

Fuente: GESTIÓN.

 

 

 

About Revista Construir

Noticias de Construcción en el Perú | Perú, revista internacional bimensual dedicado a la información especializada del sector construcción. Revista Internacional Construir | Perú

Check Also

Lo que debe tener en cuenta antes de retirar su CTS

La posibilidad de disponer de sus ahorros por Compensación por Tiempo de Servicios (CTS) se ...

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *