Home / Actualidad / Vidrios para construcción: nuevos actores, oportunidades y retos en medio de la informalidad

Vidrios para construcción: nuevos actores, oportunidades y retos en medio de la informalidad

En el negocio de vidrios para la construcción, casi la totalidad de insumo se importa para luego transformarlo a nivel local. El rubro, según Capeco, movió 190,850 toneladas de vidrio el 2020, cuando la pandemia resintió toda actividad económica. El 2021 la cifra creció a 223,089 toneladas, para luego caer nuevamente el 2022 con 200,818 toneladas.

En los últimos años, esta actividad económica ha tenido una serie de cambios en cuanto a actores del sector, comportamiento de la demanda y nuevos jugadores en el mercado, lo que incluye la reciente caída de uno de las principales empresas del sector: Corporación Miyasato. Furukawa, otra importante compañía del rubro, años antes, atravesó un procedo de liquidación activada por decisión voluntaria y reingresó al mercado con un enfoque distinto (ver entrevista).

Gestión conversó con especialistas para conocer la composición actual y perspectivas de un mercado cambiante.

Antes y después

“Hace varios años, las empresas Furukawa y Miyasato tenían más del 60% del mercado y hasta cumplían una labor educativa para todos los actores del sector”, afirma Edú Corrales, asociado de Capeco y gerente general de Edú Holding Group. Con la salida de ambas emblemáticas empresas —las dos fueron liquidadas, sin embargo, la primera reingresó con un enfoque distinto —, aconteció una importante recomposición del mercado de vidrios para la construcción en el país.

“Desde los últimos tres años, el líder es la Corporación Corrales, con un 25% de participación, seguido de Edú Holding Group y Corporación Limatambo, ambos con el manejo entre un 20% y 22% de la demanda, cada uno. Luego, se encuentra Cristalum, con el 4%, seguido de más de 20 actores menores”, agregó el también asociado de Capeco. Estas cifras aproximadas incluyen no solo el vidrio, sino también los marcos, que pueden ser ser aluminio, PVC, fierro, madera u otros.

También se consultó sobre la participación actual de Furukawa en el mercado, sin embargo, el gerente general de la compañía, Emerson Maruy, explicó que, debido a su cambio de enfoque en el negocio, no cuentan con una medida exacta. Gestión también contactó a Cánovas y Corporación Limatambo, pero al cierre de esta nota no pudieron brindar una entrevista.

En cuanto al estado actual del sector, Henry Sánchez, gerente general de HPD Glass Group, destacó que el rubro viene recuperándose luego de la contracción del 30% en el 2020, por una paralización de obras de hasta cuatro meses. Pero esta tendencia podría verse afectada.

“Fue una baja considerable, pero a finales del mismo año se comenzó a recuperar hasta que inició la crisis política, donde la inversión en proyectos de construcción se tornó muy conservadora”, dijo. Y ese no es el único escollo que enfrenta el sector. A nivel estructural, la informalidad también contiene los resultados.

La informalidad del sector

Un factor recurrente en distintos sectores en el país es la informalidad y el sector vidriero no es la excepción. Mario Rodríguez, coordinador ejecutivo de la Asociación Peruana de Vidrio y Carpinterías (Apevic), comentó a Gestión que, la iniciativa de agrupar a empresas líderes del sector que compartan los mismos valores y visión de reducir el mercado informal en el Perú, venía desde hace varios años, pero que, desde el 2021, recién se hizo realidad con 12 empresas fundadoras.

“Nuestro objetivo principal es mejorar el nivel del mercado del vidrio y de sus actores, lo cual incluye a los transformadores del material, armadores de ventanas e instaladores, con el único objetivo de evitar accidentes y mejorar las prestaciones del material a los clientes finales”, destacó Rodríguez.

Si bien aún no cuentan con cifras oficiales alrededor de la informalidad, el coordinador de Apevic afirmó que es un porcentaje alto. “Hemos percibido que gran parte de este problema se ha desarrollado en zonas pertenecientes a niveles socioeconómicos bajos, debido a que, históricamente, no se regulado correctamente. Pese a ello, también hay algunos casos en distritos del A o B”, mencionó.

Con miras a disminuir los niveles de informalidad, Apevic está participando activamente en la formulación de normas, como en el Comité E40 de la norma de viviendas, que está liderado por la Dirección de Construcción del Ministerio de Vivienda.

“Buscamos que la norma se oriente a reducir los problemas de seguridad, resaltando las prestaciones que debe tener un vidrio y nuestro objetivo para este año es conseguir su modificación”, resaltó Rodríguez. Entre otras acciones, el representante de la asociación resalta la importancia de la labor educativa en temas relacionados al cambio de cultura del vidriero y el consumidor.

¿Qué perspectivas hay para el negocio?

Para Edú Corrales, de Edú Holding Group, el mercado se encuentra en un estado de evolución, donde el nuevo comportamiento del consumidor adoptado en la pandemia orientado a valorar más los ambientes de los hogares, ha abierto una oportunidad para tener una vivienda más confortable y segura.

Con respecto a la demanda, Corrales destacó que, la autoconstrucción es uno de los sectores en los cuales se genera gran parte de la demanda. Sin embargo, otro de los nichos que ha dinamizado el mercado son las edificaciones multifamiliares, básicamente centrados en Lima Moderna. “En provincia también se está generando esta demanda, dado que siempre han seguido las tendencias de la capital en esta categoría”, mencionó.

Por otro lado, desde la empresa HPD Glass Group, comentaron que, si bien tuvieron un decrecimiento de 10% en ventas en el primer trimestre del año frente al mismo periodo anterior por el factor de la crisis política, su proyección de crecimiento es cerrar el año con un crecimiento a doble dígito.

“Con la salida de Furukawa y Miyasato, se abrieron algunas oportunidades. Con miras a atender esta demanda, hemos invertido para aumentar en 40% nuestra capacidad de transformación, para la ampliación de nuestra planta”, finalizó Sánchez.

Para el 2023, los resultados podrían verse afectados, pues se anticipa una contracción del sector construcción. Además, el volumen de vidrio que se ha movido en el mercado hasta mayo (ver cuadro), según algunos especialistas consultados, es menor que en años anteriores. Sin embargo, desde el rubro aún se espera una reactivación de proyectos que puedan dar un impulso durante los meses que aún quedan del 2023.

¿Qué pasó con Miyasato y Furukawa?

Corporación Miyasato y Corporación Furukawa llegaron a ser las empresas más relevantes del negocio de vidrios para la construcción. Sin embargo, diversas circunstancias llevaron a que ambas sean liquidadas, aunque la segunda ha reingresado al mercado con otra razón social.

A fines de abril, Miyasato dio cuenta de este hecho. “La drástica reducción en ventas y el deterioro en la calificación crediticia de la compañía, que trajo el recorte de líneas de crédito por parte de los bancos; el cierre de planta a causa de la pandemia; el enfriamiento de la economía; y […] la clausura temporal de la planta por parte de la Municipalidad de Ate, abonaron al deterioro de la salud financiera de la compañía”, se indicó en un comunicado.

En el 2018 la empresa había recibido una inyección de capital de MGI SAFI con la finalidad de sanear la compañía y reducir su endeudamiento, pero no se pudo sostener.

Furukawa, por su parte, entró en liquidación en el 2019 según consta en un documento de la Superintendencia Nacional de los Registros Públicos (Sunarp) correspondiente a Vidriería 28 de Julio SAC (razón social anterior de Furukawa).

Allí se indica que en marzo de ese año la junta general de accionistas (JGA) decidió disolver y liquidar la sociedad por acuerdo de la JGA, sin mediar causa legal o estatutaria, según la norma a la que refiere. A los pocos meses, en mayo del 2019, según indica otro documento que se encuentra en Sunarp, se constituyó FK Edificaciones SAC. Esta es la razón social con la que hoy opera la empresa. El gerente general es Emerson Maruy.

También se realizaron operaciones en torno a la marca. Según consta en el registro de Indecopi, el 27 de marzo del 2019 se realizó la transferencia de la marca Furukawa de Vidriería 28 de julio a David Hirakawa, Bruno Furukawa y Martín Furukawa. El representante en esta gestión fue Maruy, quien en entrevista con Gestión explica qué ocurrió con la empresa y cuáles son sus metas de corto plazo.

Fuente: GESTIÓN.

About Revista Construir

Noticias de Construcción en el Perú | Perú, revista internacional bimensual dedicado a la información especializada del sector construcción. Revista Internacional Construir | Perú

Check Also

Grúas Tadano reafirman presencia en mercado peruano con Unimaq

Unimaq, empresa de la corporación Ferreycorp especialista en maquinaria ligera y equipos de izaje, realizó ...

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *